Acceso Usuarios
facebook
Blog

fotógrafos

Últimos comentarios

Historial

« Mayo 2017 »
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        

Nube de etiquetas

Martes, 19 de Febrero de 2013

Bluephoto en la Cárcel

Hoy hemos compartido nuestras imágenes con algunos de los reclusos de la Institución Penitenciaria Sevilla 2. Un largo pasillo decorado con grecas naranjas y algunas puertas con barrotes nos conducen al aula de cultura. Lolo Vasco, Charo Corrales y Susana Girón en representación de Bluephoto, hemos sido invitados por la ONGD Solidarios para el Desarrollo, para hablar de nuestro trabajo como fotodocumentalistas. Un aula llena de personas que podríamos ser cualquiera. Es inevitable que surja la pregunta que todo el mundo quiere hacer pero nadie quiere preguntar: “¿Qué habrá hecho este chico tan majo para estar aquí?”.

Algunos de ellos nos confiesan que de niños soñaron con ser fotógrafos. La lamentable realidad era que las jeringuillas abundaban más en sus casas que las cámaras fotográficas…, no había mucho espacio para que el azar determinara una realidad diferente. Se interesan por los protagonistas de las fotografías, reviven esos mundos que un día ellos habitaron, se contagian de ganas de ver más allá de ese muro blanco con alambre de espinos que no deja ver nada. Educadísimamente intercambiamos informaciones sobre nuestros mundos. A ellos les interesa tanto el allá afuera como a nosotros el aquí adentro. Y surge una empatía instantánea donde todos quedamos con ganas de más. “¿Y cómo es la vida en la cárcel?, ¿y viajas sola para hacer los reportajes?, ¿os tratan bien los funcionarios?, ¿Dónde puedo encontrar alguno de vuestros libros de fotografía?, ¿Cuánto te queda de condena?, ¿retocáis mucho las fotos?, ¿Vais a volver? Yo comienzo la semana que viene el tercer grado. Llevo aquí 13 años. Tengo 30 años, cuatro hijos y una maravillosa mujer que me espera fuera. Mi única meta es encontrar trabajo, ser una persona normal, ayudar a mi mujer que ha soportado mi ausencia todos estos años.”

Son las 7 de la tarde, hora de ir a cenar. Se acaba el tiempo. Todos nos quedamos con ganas de más. Estrechamos las manos, nos deseamos suerte mutua. Ellos agradecidos por haberles regalado nuestro tiempo. Nosotros agradecidos y emocionados de compartir por un rato aquellas vidas y espacios que sólo vimos en las películas. Sin duda salimos ganando en el cambio. “Mucha suerte tíos, mucha suerte.”

Publicado en Blog
© BluePhoto 2011 | Aviso Legal | Diseño | Desarrollo